Entrevista a Ferran Herranz, productor de “Al Pereira Vs. The Alligator Ladies”

IMG-20121028-00036

Pese a no encontrarse allí físicamente, Jesús Franco fue, sin lugar a dudas, uno de los grandes protagonistas de la última edición de Sitges. No en vano, a lo largo del festival pudieron verse tres de sus más recientes propuestas. Por un lado, el cine Prado fue el escenario de la premiere mundial dentro de la sección oficial “Noves Visions- Ficció” de Al Pereira vs. the Alligator Ladies, la que, por el momento, es la última película del veterano director madrileño. Por otra parte, “Brigadoon” proyectó la nueva versión del díptico La cripta de las mujeres malditas, rebautizada ahora como La cripta de las condenadas. De estos tres títulos, de algún proyecto más, y de su implicación en ellos, hablamos extensamente en el certamen catalán con Ferran Herranz, buen amigo de esta casa que ha hecho su debut como productor con la nueva aventura de Al Pereira. Aprovechando esta cercanía, ahora recuperamos la entrevista corregida y ampliada con motivo del inminente estreno en salas comerciales de Al Pereira vs. the Alligator Ladies.

Desde siempre has sido un seguidor de la obra de Jesús Franco, habiendo incluso participado en ensayos analíticos de su obra. ¿Cómo pasas a convertirte en el productor de su nueva película?

Pues por un acontecimiento triste: la muerte de Lina Romay. Antonio Mayans, que es buen amigo desde hace años, me llamó cuando aún no se había hecho pública la noticia, acababa de regresar de Málaga de estar con Jesús y me contó el panorama que tenían allí. Me dijo que lo mejor que podía pasarle a Jesús era ponerse a trabajar inmediatamente, que quería mirar adelante y que unos malagueños, los de Ándale Audiovisual, estaban intentando ayudarle a levantar algún proyecto que pudiese rodarse inmediatamente.

Pero Ándale Audiovisual no consta como productora en Al Pereira vs. the Alligator Ladies…

No, finalmente no pudimos colaborar con ellos, tampoco sé bien todos los porqués. Antonio me puso en contacto con Jesús y me acerqué a Málaga a conocerlos a todos. Me dijeron que les faltaba “un poquito” de dinero para poder empezar a rodar. Conociendo la trayectoria de Jesús, imaginaba que no tendrían nada y que con ese “poquito” harían la peli entera, pero como fan, entrar en ese juego de mentirijillas y de perro viejo que había escuchado tantas veces sobre él me hacía hasta gracia.

Dimos luz verde y empezaron a prepararlo todo con Mayans como jefe de producción. Iban a retomar un proyecto que habían anunciado un tiempo atrás, El caso de la guiri asustada, basado en una novela de Edgar Wallace. Y con la fórmula “back-to-back” tan característica de Jesús iban a rodar otra película más pequeña, Sor Vampiria, que es lo que Jesús quería hacer de verdad, una locura erótica con forma de comic strip. Pero cada vez que me llegaban noticias era para decirme que el inicio de rodaje se retrasaba una semana, y luego otra, y luego otra… Cuando ya habían pasado un par de meses, Antonio y yo tiramos por la calle de en medio y le planteamos a Jesús arrancar desde cero por nuestra cuenta. Y Jesús encantado, claro.

Al margen de tus escritos sobre Franco, hace ya algunos años codirigiste el documental A.k.a. Robert Foster (2001), un original repaso a la trayectoria profesional de Antonio Mayans y, muy especialmente, a su vinculación con la filmografía franquiana. ¿Hasta qué punto ha tenido que ver ello en que Al Pereira vs. the Alligator Ladies haya supuesto el reencuentro entre Jesús y Antonio, tras varios años sin trabajar juntos?

Poco, la verdad. A Mayans lo conocí en el rodaje de una película muy pequeña de Ángel Mora, The Snuff Game (2000), donde yo estaba de meritorio. Hicimos buenas migas, y junto a un compañero de promoción, Enric Chabert, acabamos haciendo nuestro trabajo de fin de carrera sobre él un tiempo más tarde. Eso es lo que es A.k.a. Robert Foster, un trabajo universitario. Lo presentamos en Sitges, en Brigadoon, fueron a verlo diez personas, y ahí se acabó el asunto.

Franco y Mayans no habían trabajado juntos desde Snakewoman (2005), pero simplemente porque Jesús prefería hacer sus softcores lésbicos y ahí es normal que Mayans no se sienta cómodo trabajando. Dime qué papel podría hacer Antonio en Paula-Paula o en La cripta de las condenadas

Junto con Antonio, también habéis recuperado a varios personajes icónicos del imaginario de Jesús, empezando por el detective Al Pereira. ¿Cómo surge la elección del argumento?

A Jesús se le dio libertad absoluta. La única condición que se le puso es que Mayans tenía que ser el protagonista y que le dejase opinar y aportar para que estuviese cómodo con su papel. Y Antonio había disfrutado mucho interpretando a Al Pereira en los años 80, o sea que la cosa era fácil de enfocar. Jesús tiene un montón de sinopsis o tratamientos que nunca ha llegado a rodar, eligieron uno juntos,  y situaron a Pereira en la acción. El primer título era Las diabólicas de Blackrock.

¿Por qué el cambio final de título?

No es que acabase cambiando el título, ¡cambió absolutamente todo! Jesús, cuando ya tenía a todo el equipo para empezar a rodar, hizo lo que le dio la gana, como no podía ser de otra manera. La película que ha acabado saliendo es algo absolutamente improvisado y experimental. Fue muy gracioso ver cómo volvía locos a Antonio y a las actrices, y cómo un  equipo de gente joven las pasaba putas para seguirle el ritmo a un hombre de 82 años. Lo que no sé es si a ellos les hizo la misma gracia (risas), acabaron derrengados, pero hoy se ríen bastante al recordar aquellos diez días de caos.

Y como productor, ¿no te hubiese tocado poner orden en el rodaje?

Si ni siquiera Antonio, que conoce a Jess desde hace 40 años, podía pararlo, imagínate yo…

Este caos está documentado en el cortometraje Tío Jess (2012), de Víctor Matellano y Hugo Stuven Casasnovas…

Sí, todo esto está documentado por partida doble. Por un lado, Naxo Fiol se desplazó allí para encargarse del making of, y por iniciativa propia ha acabado montando un largometraje en forma de video-diario que refleja muy bien la locura que fue aquello. A ritmo de Jess, se llama. Creo que el título es acertadísimo. Vamos a estrenarlo en los próximos meses, las primeras opiniones son muy favorables. Y sí, por su parte, Víctor Matellano y Hugo Stuven también se presentaron allí para entrevistar a Jesús durante el rodaje, y acabaron haciendo un corto documental que ha acabado preseleccionado en los Goya.

jess & ferran & fiol & carmen

Otra particularidad de la película es la de haber sido la primera dirigida por Jesús tras la muerte de la que fuera su musa y principal apoyo en estos años, Lina Romay. ¿En algún momento has visto que Jesús notara su ausencia durante el rodaje, o que le influyera de algún modo en su forma de trabajar?

Jesús apenas habla de Lina, o al menos ante extraños como yo. Se ha guardado para él todo lo que significa su pérdida, y hay que respetarlo. Supongo que con Mayans o con gente más cercana sí se ha abierto más en ese aspecto, pero es que ante el equipo de rodaje no procedía.

Aparte de Mayans, los papeles principales recaen en una triada de actrices bastante desconocidas para el gran público ajeno a la filmografía de Franco. Háblame un poco de ellas, y de si tuvieron algún problema por las peculiaridades que conllevaba convertirse en una Alligator Lady…

Carmen Montes y Paula Davis ya habían trabajado con Jesús, de hecho Carmen hace ya más de una década que sale en sus películas. Carmen aporta el rollo de mujer silenciosa e hipnótica que tanto le va a Jesús, mientras que Paula explota más la frase y la comicidad. El mayor protagonismo, de todas formas, se lo lleva Irene Verdú, que debuta en un largo pero que llevaba años haciendo cortos con Naxo Fiol. No sólo como actriz, sino codirigiendo con él. Hay cortos en los que está muy, muy bien, es una actriz sin complejos, no le asustan las locuras ni la sordidez. Y no quiero dejar de mencionar a Nestora Robles, la mujer de la limpieza de la finca donde rodábamos, que hace un papelón como emisaria de Fu-Manchú, impagable.

Ya que hablábamos del rodaje, desde siempre se ha dicho que el director de Las vampiras filmaba sin contar prácticamente con guion, ¿es cierto o se ha exagerado la leyenda un poco? De ser así, ¿cómo se planifica un rodaje en esas condiciones?

A ver, la sinopsis que seguía Jesús para esta peli era de unas dos páginas, y creo que a partir del segundo día de rodaje ni se las miró. Sí que con Antonio planificaban por las noches lo que harían al día siguiente, pero como habrás visto en la peli en toda la parte en la que aparece Jesús como personaje, él disfrutaba improvisando diálogos y lanzándolos a las actrices. Más que escrituras y reescrituras, lo que había era ideas lanzadas al vuelo y un mínimo proceso de ensayos antes de cada plano.

AL PEREIRA 1

A todo esto, ¿cómo es Franco rodando? ¿Es un jefe especialmente duro?

Esto es una historia en sí misma. Es un hombre que ha dirigido 200 películas y que tiene más tablas que nadie, pero a la vez siempre se ha rodeado de gente muy joven y en muchos casos inexperta, con todo lo que conlleva eso para trabajar. Por tanto, en las pausas para comer, o en las reuniones en su casa, era un  como el abuelo más encantador que hayamos podido conocer. Pero llegaba el momento de rodar, se ponía la gorra de director y… ¡todos firmes! Creo que esta pregunta te la contestaría mejor que nadie Fernando Barranquero, el operador, que para mí hizo un trabajo excelente en el aspecto visual pero sobre todo en el humano. En A ritmo de Jess hay un par de momentos tan incómodos como divertidos a cuenta de la relación entre Jess y Fernando.

Terminado el film, ¿sus resultados han sido como te esperabas?

Bueno… Digamos que yo siempre había pensado: “¿Qué cara debió poner el productor de Killer Barbys contra Drácula tras el primer visionado? ¿O el de Los crímenes de Usher? ¿O el de Esclavas del crimen?”. Ahora ya lo sé (risas). Sólo puedo decirte que nunca se está suficientemente preparado.

Como estudioso de su obra que eres, ¿a qué nivel lo situarías dentro del contexto de su filmografía?

No creo que aporte nada excesivamente nuevo a la filmografía de Jesús, con la excepción de dos o tres secuencias muy, pero que muy bizarras y con mucha fuerza. Pero en líneas generales es una peli que se pasea por los universos de El sexo está loco, Los blues de la calle Pop o Paula-Paula, por poner algunos ejemplos.

La película ha podido verse por primera vez durante el Festival de Sitges. ¿Qué tal ha sido recibida por crítica y público?

Como lo que es: una cosa absolutamente extraterrestre. El Festival ya la programó, con buen criterio, en una sesión de películas imposibles, sólo aptas para gente que busca concienzudamente la diferencia. Hay quien ha mostrado su rechazo frontal, claro. También hay quien ha comparado lo que hace Jesús con la última etapa de Raoul Ruiz, que es una idea bonita pero todavía la estoy digiriendo. Los máximos especialistas en el cine de Jesús se han mostrado muy favorables a la película, lo que me alegra. Francesco Cesari vivió el proceso de cerca, no sólo el rodaje, sino que Jess y él se pegaron unos cuantos días hablando de todo, del arte y de la vida, y Francesco ha acabado escribiendo unos artículos preciosos para Blow Up en Italia. Robert Monell, por su parte, dijo algo con mucha gracia que hemos utilizado para el póster: “Una anti-obra maestra del anti-cine”.

La idea de Jesús como personificación del anti-cine me gusta mucho, sobre todo por lo que tiene de verdadera. No se me ocurre nadie que pueda alcanzar ese nivel de terrorismo audiovisual, y que ese terrorismo dinamite incluso lo que pueden esperar los fans más curtidos. En cada pase de una peli reciente de Franco hay espectadores que se tapan la cara, miran para otro lado y dicen: “Qué demencial… ¿Qué coño es esto…?” – y no para bien, claro. Y se trata exactamente de eso. Cada nuevo ofendido, cada uno de los que se acerca al cine de Jesús y sale corriendo con una hostia en la cara, supone un nuevo avance en esta causa del cine sin ataduras que lleva persiguiendo tantos años. Las únicas ataduras, y es una opinión personal, se las impone el propio Jesús al querer sacar esos coños en primer plano que hemos visto tantas veces. Cuando rueda sin coños cerca, es capaz todavía de sorprendernos con locuras nuevas y estupendas. Pero cuando centra su atención en el coño, la cosa pierde fuelle. Es como si al terrorista le explotase la bomba en las manos.

AL PEREIRA 6

¿Cómo va a ser la distribución de la película, especialmente en España, donde apenas existe mercado para este tipo de propuestas tan underground y experimentales?

Acabará saliendo en Blu-ray y en DVD, con una tirada limitada. Las películas objetivamente apreciadas de Jesús, sobre todo las de los años 70, se venden bastante bien, pero su etapa digital es sólo para un grupo selecto de fans.

Pero bueno, por otro lado, estamos viendo posibilidades con otra gente de publicar, de forma regular y con cadencia de sello, películas underground y locuras varias. Algo como lo que ha hecho la gente de El Buque Maldito recientemente, con tiradas muy pequeñas y con voluntad de difusión más que de ganarse algo, pero si podemos, con una base mensual de lanzamientos. Como publicar fanzines, pero en forma de DVD. Con la gente de Artistic Metropol, que aparte de su sala querían dar el salto a la distribución, ya hemos adquirido una serie de títulos que serán interesantes para los que coleccionan rarezas, empezamos en mayo. Y por otro lado, otro terrorista audiovisual, Víctor Olid, quiere publicar cine amateur del de verdad, del que hiere los sentidos, y ahí me tiene para lo que necesite.

Según tengo entendido, de forma simultánea a Al Pereira vs. the Alligator Ladies habéis llevado a cabo la producción de otros dos films, uno de ficción y uno documental.

Sí y no. En paralelo a Al Pereira… se filmó directamente la secuela, Revenge of the Alligator Ladies, que quedó montada el pasado verano, al menos en cuanto a estructura, pero en la que hay que ponerse con la postproducción digital y con el audio. Jesús quiere enloquecerla y meterle todas las colorainas digitales de las que carece la primera parte. Es todavía menos narrativa, más cercana a las Criptas o a Paula-Paula. Y aprovechando la temporada que teníamos que estar juntos en Málaga, llamamos a unos cuantos especialistas sobre el cine de Jesús, para que se acercasen allí y mantuviesen conversaciones filmadas con él, acerca de cuestiones muy concretas que, sinceramente, sólo interesan a fans. Coincidíamos en que ya está bien de documentales en los que tenga que explicar lo de los pseudónimos, lo de Jesucristo y el Caudillo, lo de la cámara y la libertad. Eso ya se hizo en Llámale Jess, de Carles Prats, que es extraordinario y que ha quedado como el documental de referencia sobre Jesús; cualquier otro intento de volver por ahí es un fracaso de antemano. Francesco Cesari y Álex Mendíbil viajaron a Málaga y de sus charlas con Jess salió material interesante. El problema es que otra gente no pudo acercarse finalmente por cuestiones de fechas y ahora eso está un poco cojo.  Si podemos organizar otras minijornadas en Málaga y acabar las entrevistas, puede haber un documental pequeño pero medianamente curioso ahí detrás, pero también puede quedar en nada. Por suerte, A ritmo de Jess salió sin casi esperarlo y puede cubrir en parte ese vacío.

Por si fuera poco, al margen de todo lo comentado también te has involucrado en el nuevo remontaje de La cripta de las mujeres malditas, film que hasta el momento solo había podido ser visto en una solitaria proyección de la Cinemateca francesa. ¿En qué han consistido exactamente los cambios efectuados con respecto a la versión original?

Hablábamos de coños… (risas). La cripta de las mujeres malditas (I y II) es una cosa rarísima de 150 minutos que, podría decirse, está prácticamente codirigida entre Jess y su actriz Fata Morgana. Dos horas y media de sexo lésbico no precisamente bonito o estético, aunque la intención de los encuadres o el uso del tiempo sugieren lo contrario. Como la colaboración que te comentaba con Ándale Audiovisual parecía que no iba a arrancar nunca, Jesús propuso darle una vuelta a este material mientras se preparaba el rodaje de las Alligator Ladies. La imagen no se le tocó mucho, apenas unos ajustes y unos cinco minutos nuevos que no estaban en la versión anterior. Pero la banda sonora, que en origen era de unos senegaleses haciendo cosas entre modernas y raras, sí que se le cambió por completo. Jesús quería utilizar la Pavana de Ravel y acabó utilizando también música de Bach, Hindemith o Bartok, aparte de jazz de los años 30. La renombramos como La cripta de las condenadas (I y II) e íbamos a distribuirlas en VOD y DVD, pero las Alligator Ladies las han adelantado por la derecha. Habrá tiempo, no podemos aparecer con cuatro películas de Jesús a la vez, con lo que ya le cuesta al mercado digerir una sola…

AL PEREIRA 9

Visto con perspectiva, ¿has quedado satisfecho de tu colaboración con Jesús? ¿Volverás a repetir de productor, ya sea con él o con otros proyectos?

No sé si se llegará a algo con ellos, hay unos alemanes que preguntan mucho y que quieren llevar a Jesús a hacer un par de películas allí. En un caso así, yo contribuiría de forma minoritaria. Si tengo que volver a llevar el peso yo solo, me lo pensaré más, pero bueno, si la distribución de estas películas deja algo me encantaría ver otra chaladura de Jess con Mayans. Ten en cuenta que esto no es una forma de producción en la que se gane dinero, sino todo lo contrario, es más bien un acto de fan, y conlleva dedicar muchísimo tiempo que a veces no tienes. En cuanto a lo de producir a otra gente, iremos viendo, lo mío es la distribución y el tiempo dirá si me tenía que haber quedado allí o si tiene sentido diversificar.

Al Pereira vs. the Alligator Ladies se estrena este viernes. ¿Algo más que decir a sus posibles espectadores?

Como dijo Daniel T. Kirk, programador de Cotxeres de Sants, “es una película que te fríe el cerebro”. Aprovechad esta oportunidad de vivir un delirio de los buenos sin necesidad de drogas. Creo que no volveremos a ver a alguien que con 82 años haga una película tan gamberra y ajena a las normas: eso es admirable y hay que disfrutarlo, o sufrirlo, pero sobre todo hay que verlo para creerlo.

José Luis Salvador Estébenez

Published in: on marzo 21, 2013 at 6:27 am  Comments (5)  
Tags:

The URI to TrackBack this entry is: https://cerebrin.wordpress.com/2013/03/21/entrevista-a-ferran-herranz-productor-de-al-pereira-vs-the-alligator-ladies/trackback/

RSS feed for comments on this post.

5 comentariosDeja un comentario

  1. felicitats nando! fan ganes de veure-la

  2. LLeva años de cochambre en cochambre…….

  3. […] de la producción del film, como reconoce el productor Ferrán Herranz en la entrevista de la Abadía de Berzano. Paradójicamente, la presencia de Lina no se manifiesta en ninguna de las secuencias, ni se […]

  4. no et tapis la cara aspergerboy

  5. […] Pereira vs. the Alligator Ladies, y en los créditos finales de la misma, así como en una entrevista en este blog, se anticipaba la secuela,Revenge of the Alligator Ladies, que estaba filmada y estructurada pero […]


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: