Black Death [dvd: Black Death: un viaje al infierno; tv: Garra negra]

Black Death-poster

Título original: Black Death

Año: 2010 (Reino Unido, Alemania)

Director: Christopher Smith

Productores: Robert Bernstein, Jens Meurer, Douglas Rae, Phil Robertson

Guionista: Dario Poloni

Fotografía: Sebastian Edschmid

Música: Christian Henson

Intérpretes: Eddie Redmayne (Osmund), Daniel Steiner (monje), David Warner (abad), Kimberley Nixon (Averill), Tobias Kasimirowicz (Grimbold), Emun Elliott (Swire), Sean Bean (Ulrich), Johnny Harris (Mold), Andy Nyman (Dalywag), Tygo Gernandt (Ivo), John Lynch, Jamie Ballard, Keith Dunphy, Marianne Graffam, Tim McInnerny, Ines Marie Westernströer, Nike Martens, Carice van Houten, Peter Wolf, Alex Tondowski, Thorsten Querner, Gotthard Lange, Emily Fleischer

Sinopsis: Año de Nuestro Señor de 1348. Inglaterra se ve diezmada por la peste. A un monasterio llega un grupo de hombres de Dios para buscar un guía que los conduzca a una región ignota, donde se dice que hay un pueblo que ha resistido a la plaga. Un joven monje se ofrece. Una vez en el lugar, el grupo cree que el poblado está a salvo debido a las acciones de un oscuro nigromante.

Black Death-1
Christopher Smith conversa con Sean Bean durante una pausa del rodaje de “Black Death”

Christopher Smith es un realizador británico que debutó en el campo del largo con Creep (Creep, 2004), cinta que no poseía un argumento muy original –la sombra de Death Line / Raw Meat [vd: La línea de la muerteSubhumanos; dvd: Subhumanos, 1973], de Gary Sherman resulta evidente–, aunque ofrecía un hábil sentido de la atmósfera; pese a ello, no goza de excesivo prestigio. Posteriormente, sin embargo, Smith consiguió mejor consideración con Desmembrados (Severance, 2006), una muestra de humor negro, y Triangle (2009), extraña cinta de ciencia ficción.

Black Death-2

Black Death [dvd: Black Death: un viaje al infierno; tv: Garra negra, 2010] supone pues su cuarto largometraje. En este caso, la historia se ambienta en Inglaterra durante una plaga de peste bubónica, una ambientación poco recurrente en el cine. Una vez más, no se trata de una trama original, tal como sucedió con Creep (las otras tres películas de Smith no las he visto, aunque se dice que al menos Triangle también hace rememorar otros filmes). De hecho, la presente es casi un remake de la hermosa El último valle (The Last Valley, 1970), de James Clavell, enturbiado con el tono oscuro, desazonador y realista de Los señores del acero / Flesh + Blood (1985), de Paul Verhoeven, y protagonizado por un joven novicio que recuerda al Adso (Christian Slater) de El nombre de la rosa (Der Name der Rose / Le nom de la rose / Il nome della rosa, 1986), de Jean-Jacques Annaud.

Black Death-4

Aquí, la peste negra que asola la región representa la pérdida de esperanza de un Dios redentor, pese a que la gente siga creyendo, o no, fanáticamente en él, en busca de un modo de resistir los aciagos momentos que viven. Así, los creyentes son presentados como unos seres despiadados que propagan su fe a golpe de espada. No se ha caído en la fácil tentación de presentar a sus “oponentes”, los habitantes de una región perdida a donde no ha llegado la peste, como una contraposición benévola. Aquí no hay concesiones, y todos son gente terrible que vive y muere en momentos terribles.

Black Death-3

Smith dirige el sólido guion de Dario Poloni con nervio, temple y desesperanza. Refleja una ambientación oscura y fatalista y, pese a no tratarse estrictamente de un film de terror, lo espantoso de muchos momentos provoca al final que se incline la balanza hacia esa temática. Le da soporte un excelente reparto donde destaca un Sean Benn que no se ofrece en plan estrella glamorosa, un envejecido David Warner tan impresionante como siempre y un joven Eddie Redmayne (Los pilares de la Tierra, Los miserables) como protagonista. Cautivadora, con un epílogo final que la hace aún más intensa y desesperada, inclusive incita a desear que su metraje sea mayor para seguir explorando esa dura realidad tan escasamente vista en nuestras pantallas. Una joya.

Carlos Díaz Maroto

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s